El Chavo

El Barril de los recuerdos: Homenaje a Chespirito

November 28, 2014 por Cynthia Bagué - 4 Comments

Detente a pensar por un momento… que sucedería si hubieras venido al mundo por una razón… si tuvieras un motivo escondido en tu ADN que únicamente unos pocos alcanzan a descubrir… o a recordar…

Me rehuso a creer que hemos venido al mundo sin razón alguna que pasar por la vida, creo que eso Roberto Gómez Bolaños lo entendía muy bien, por eso TODOS estamos seguros de que el cielo lo ha recibido con “bombo y platillo”. Es increíble como toda la unión americana, se ha volcado en amor hacia éste hombre, es un sentimiento verdaderamente mágico.

El Chavo

El Chavo

Reírnos de nosotros mismos es un arte que “Chespirito” dominó a la perfección, y sospecho que la pastilla de chiquitina fue creada para lograr disminuir su Ego… y me atrevo a pensar que lo logró.

Por eso fue tan especial el momento en que tuve la preciosa oportunidad de decirle en una canción todo lo que significaba en mi vida.

Ahí estaba yo, con mis veintitantos años encima, con mi amigo el  cantautor Gabriel Esle, ambos sentados frente a Roberto Gómez Fernández, hijo del comediante Roberto Gómez Bolaños, conocido de todos por Chespirito. Lo escuchábamos con profunda atención: «Los mejores compositores que colaboran con la empresa ya me han enviado temas, pero, ¿Quieren intentarlo?»

Gómez Fernández nos estaba encargando escribir canciones para un homenaje que se le haría a su padre en el 2000, A lado de esa talla de compositores, Esle y yo éramos apenas aprendices, pero nos miramos con unos enormes ojos, aceptamos el desafío y salimos de la oficina convencidos de que podíamos devolverle a Chespirito un poco de lo mucho que él nos había regalado durante toda nuestra infancia. Esle es un tipo muy talentoso, no sólo con la guitarra sino también con sus versos; quizás por eso hemos escrito más de treinta canciones juntos. Pero lo que nos pedía Gómez Fernández era todo un desafío: escribir para su padre. ¡Y en un fin de semana!

«¿Qué sugieres?», me preguntó Esle con la guitarra entre sus brazos. Le dije que debíamos pensar en algo impactante, algo más grande que nosotros, que sonara a magia y a poesía, infantil y optimista, que al igual que una película le mostrara como marcó toda una era, la mía, la nuestra, la de los niños que nos reuníamos en familia frente al televisor.  Mi buen amigo no lo pensó dos veces y comenzó a marcar notas mientras yo revoloteaba por la habitación: la música estaba en el aire. La letra fluyó como un río. Esa canción era nuestro agradecimiento al héroe de nuestra infancia, al hombre que nos había entregado muchas alegrías. Cuando Gómez Fernández escuchó el tema sentado al otro lado de su escritorio, se levantó visiblemente conmovido y nos dio las gracias. Él nos comunicó que Eugenia León cantaría la canción, ya que era su cantante favorita,  y nos encargó escribir otra para el final del evento que él estaba produciendo.

El día del homenaje a Chespirito pasó muy rápido, nunca pude expresarle lo que significaba ese momento para mí.  Todos querían pasar un momento con él, fué justo el día que volvió a encontrarse con el comediante Carlos Villagrán. Eugenia interpretó nuestro sencillo homenaje de una manera magistral, y al final muchos artistas se reunieron para cerrar con broche de oro cantando el segundo tema  que escribimos. Nunca tuve la oportunidad de agradecerle a Chespirito por hacer de mi infancia una muy feliz, pero creo que es un sentimiento común de muchos que nos sentimos agradecidos por todo su amor.

Hoy se nos ha adelantado, pero seguramente partió con el alma llena de amor, y tan solo nos dejó un barril lleno de recuerdos.

Gracias Chavo, Gracias Chapulín, Gracias Dr Chapatín, Gracias Chómpiras, GRACIAS DON ROBERTO!!!! les comparto el video con nuestro homenaje de aquel entonces… y también un sencillo video con el tema original que escribimos hace 14 años y que canté con todo mi amor, para presentar el tema, que me llevó a darle un gran abrazo, que atesoro para siempre… Hasta pronto Chespirito.